Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
0
0,00

Blog Animal Eco

El blog de tu herbolario para animales
Ronquidos en perros y gatos

¿Son normales los ronquidos en perros y gatos?

Los ronquidos en perros y gatos son comunes, y por lo general no tendrían que preocuparte. Estos sonidos se producen cuando hay un flujo de aire restringido en las vías respiratorias durante el sueño, causando la vibración de los tejidos blandos en la garganta. 

Factores como la posición al dormir, el sobrepeso o las características físicas específicas de ciertas razas de perros o gatos influyen en los ronquidos. Sin embargo, un incremento repentino de los ronquidos o cambios en su cadencia o intensidad pueden señalar problemas de salud subyacentes como alergias, infecciones respiratorias, problemas dentales o incluso obstrucciones en las vías respiratorias. Por ello, es importante observar bien a tu perro o gato y, ante la duda, consultar con un profesional veterinario para averiguar la causa y ponerle remedio lo antes posible.

¿Por qué roncan los perros y gatos?

Como hemos comentado, los ronquidos en perros y gatos pueden atribuirse a una variedad de causas subyacentes, algunas de las cuales están relacionadas con factores anatómicos y fisiológicos específicos de cada animal.

En primer lugar, la anatomía de las vías respiratorias superiores desempeña un papel crucial en la generación de ronquidos. Las razas con hocicos cortos o achatados, como los bulldogs, carlinos, gatos persas y braquicéfalos en general, tienen una conformación facial que puede predisponerlos a roncar. Esto se debe a que suelen tener narinas estrechas, paladares blandos alargados o una tráquea de diámetro reducido, lo que puede dificultar el paso del aire y generar vibraciones en los tejidos durante la respiración, produciendo así el sonido característico de los ronquidos.

Además de la anatomía, ciertas condiciones fisiológicas también pueden contribuir a los ronquidos en los animales. Por ejemplo, la presencia de tejido inflamado en la garganta debido a infecciones respiratorias, alergias o cuerpos extraños puede obstruir parcialmente las vías respiratorias, provocando ronquidos. Asimismo, el sobrepeso puede ejercer presión sobre las vías respiratorias, lo que dificulta aún más la respiración normal y puede dar lugar a ronquidos durante el sueño.

Otro factor importante a considerar es la posición en la que duermen los animales. Algunas posturas, como acostarse boca arriba o con la cabeza inclinada hacia atrás, pueden favorecer la obstrucción de las vías respiratorias y aumentar la probabilidad de ronquidos.

¿Qué debes hacer si tu perro o gato ronca?

Cuando tu perro o gato ronca con frecuencia, como hemos dicho, la primera acción recomendada es concertar una consulta veterinaria si los ronquidos son persistentes o van acompañados de otros síntomas como dificultad para respirar, tos, estornudos o secreción nasal.

Recuerda que, a pesar de que los ronquidos puedan ser normales, también pueden ser indicadores de problemas de salud, por lo que es importante que les prestes la atención que merecen. 

Problemas respiratorios en perros y gatos

Los ronquidos en perros y gatos pueden ser un síntoma de problemas respiratorios, los cuales pueden agravarse durante los meses fríos. Estos problemas pueden manifestarse de diversas formas, incluyendo tos persistente, dificultad para respirar y cambios en los sonidos respiratorios.

Como siempre, la prevención juega un papel crucial, por lo que es vital mantener un entorno limpio y libre de alérgenos, garantizar una buena ventilación, evitar la exposición de tu perro o gato a humos y productos químicos dañinos, y proporcionarle una dieta equilibrada junto con ejercicio regular. Durante los meses fríos, protege  a tus animales de las bajas temperaturas y cambios bruscos de clima y reducirás las probabilidades de que desarrollen complicaciones respiratorias.

Si pese a todas las precauciones, surgen problemas respiratorios, la detección temprana y la intervención son cruciales para una recuperación rápida y definitiva. 

Tratamientos naturales para ronquidos

Una de las medidas más efectivas es que tu perro o gato se mantenga en un peso saludable, ya que el sobrepeso puede aumentar la probabilidad de que ronque. Proporcionarle una dieta equilibrada y suficiente ejercicio regular contribuirá a mantener su peso adecuado y a mejorar su salud respiratoria en general. Recuerda que en Herbolario para animales te ofrecemos consulta de nutrición natural a distancia (telefónica u online) que te permitirá asegurarte de que estás ofreciéndole a tu peludo la dieta que necesita en su caso concreto. 

En el caso de ronquidos en perros, te recomendamos otro tratamiento natural para los ronquidos: la aromaterapia. En concreto, en Herbolario para animales hemos elaborado una fórmula específica para ronquidos en perros. Esta mezcla cuenta con varios aceites esenciales de alta calidad y con certificación ecológica que tienen propiedades broncodilatadoras, mucolíticas y expectorantes las cuales ayudan a descongestionar las vías respiratorias y a reducir la inflamación, lo que puede disminuir los ronquidos. Recomendamos usar esta fórmula de aromaterapia en un difusor a cierta distancia del perro. Te lo explicamos en breve en este vídeo

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Telegram
Email
Otros artículos que te pueden interesar
abril 20, 2024
Judith González es la veterinaria detrás de Namasvet. Está especializada en Medicina Felina y la conocimos por su perfil en Instagram, que nos encanta, no...
abril 15, 2024
Las alergias ambientales representan una reacción del sistema inmunológico de perros y gatos a diversas sustancias presentes en su entorno cotidiano. Estos alérgenos pueden variar...