Acudir a un veterinario holístico como tú no es aún lo habitual, ¿qué tipo de consultas sueles recibir?

La mayoría de animales que trato son aquellos por los que la medicina convencional no puede hacer mucho más, que ya no responden a los tratamientos convencionales o cuyos efectos secundarios preocupan al propietario. Son pacientes con enfermedades crónicas, sobre todo geriátricos, pero me sorprende que cada vez estoy viendo a más animales jóvenes, entre uno y cuatro años, que vienen con enfermedades crónicas. También últimamente comienzan a pedirme consejo para animales jóvenes a modo de prevención.

En términos generales, ¿cómo ayuda la fitoterapia en el ámbito veterinario, sobre todo, en animales domésticos como perros y gatos?

La fitoterapia cubre casi todas las dolencias, ya que tenemos que recordar que los fármacos son moléculas sintetizadas en un laboratorio, pero que provienen en su mayoría de la Naturaleza. Las plantas cuentan con la ventaja de que contienen varios principios activos y múltiples sustancias químicas que actúan en sinergia. Con una planta podemos cubrir varios síntomas provenientes de diferentes órganos. Además, todas estas sustancias actúan ayudando a “diluir” los efectos secundarios que tendría un principio activo concreto y aislado.

Por tu experiencia, ¿en qué casos son especialmente efectivos los productos herbales y suplementos nutricionales?

Lo más importante, y lo que siempre tendemos a olvidar, es la prevención. En este punto el valor de los productos herbales y los suplementos nutricionales es incuestionable. Una vez establecida la enfermedad, se pueden utilizar como único tratamiento o como tratamiento de apoyo tanto para potenciar el efecto de cualquier otra terapia utilizada como para disminuir los efectos secundarios de la farmacología habitual.

En animales mayores son de gran utilidad por el conocido efecto a largo plazo de la medicación convencional. Es el caso de los AINES (antiinflamatorios no esteroideos como el Meloxicam en Veterinaria) para la artrosis que deterioran toda la mucosa digestiva. Por su parte, existen múltiples fórmulas de fitoterapia que solucionan estos problemas, sólo hay que encontrar la que más le conviene a un animal en concreto.

¿Consideras la terapia floral, las flores de Bach, como un complemento en tus tratamientos para tratar cuestiones de comportamiento o a veces constituyen el tratamiento completo en sí?

La terapia floral la considero como un apoyo, ya que la causa principal suele deberse a errores nuestros, los seres humanos, a la hora de educar o comunicarnos con nuestro animal. Es necesario corregir esos errores.

¿Qué productos naturales recomendarías tener siempre en casa para prevenir y solucionar problemas leves de nuestro perro o gato?

Una alimentación lo más natural posible, productos naturales para desparasitar, sin lugar a dudas (es necesaria la combinación de diferentes plantas en base al tipo de parásito que queramos combatir), levadura de cerveza como complemento a la alimentación, caléndula para pequeñas heridas, algún colirio que contenga eufrasia para las conjuntivitis, jarabes o propóleo para los catarros y protectores del tracto gastrointestinal para los casos de diarreas leves o vómitos aislados: arcilla, lino, regaliz, etc.

 * MÁS INFORMACIÓN: 649 85 25 24 

Pin It on Pinterest

Share This